Tamaño del estomago de un perro

Tamaño del estómago del perro frente al humano

Pregunte a cualquier veterinario y le dirá que un tracto digestivo saludable es el mejor indicador de un perro sano. Desde el apetito vigoroso hasta los movimientos intestinales regulares, la dieta y la digestión de su perro son lo que lo mantiene en la cima de su juego. Aunque un suplemento digestivo diario para perros puede ayudar a mantener a su cachorro en plena forma, su dieta diaria también tendrá un impacto importante en su digestión general. Como propietario de un perro, una de las mejores formas de mantenerlo sano y feliz es prestar atención a su digestión diaria. Tanto si es la primera vez que controla la salud digestiva de su perro como si necesita un pequeño curso de actualización, este artículo contiene todo lo que necesita saber sobre el sistema digestivo del perro.

El sistema digestivo del perro es complicado, por no decir otra cosa. Muchas pequeñas complejidades ayudan a que el interior de su perro funcione sin problemas. Los perros, como descendientes de uno de los depredadores más magníficos del mundo, están diseñados para consumir y quemar alimentos de forma muy parecida a como lo hace un coche de carreras de alta gama. El sistema digestivo de un perro puede dividirse en cuatro categorías principales: la boca y el esófago, el estómago, el intestino delgado y el grueso, y el colon. Cada pieza de este intrincado rompecabezas tiene su propia función específica en relación con el proceso digestivo. A continuación se presentan las principales subdivisiones del tracto digestivo canino y sus funciones rudimentarias.La boca y el esófago

¿qué tamaño tiene el estómago de un perro pequeño?

Todos sabemos lo mucho que disfrutan nuestros peludos con sus alimentos y golosinas favoritos. Dedicamos mucho tiempo, reflexión y energía a asegurarnos de que lo que comen les ayude a mantenerse sanos y felices. Pero rara vez nos preguntamos cuánto tarda un perro en digerir la comida.

Sin embargo, también pasamos mucho tiempo limpiando los restos de nuestros perros. Prestamos mucha atención a sus respuestas digestivas, ya que son indicadores primordiales para evaluar la salud de nuestro perro (aunque a menudo se nos escapan las preguntas importantes).

¿Te preguntas cuánto dura el proceso de digestión de un perro? No es el único. Entender cuánto tarda un perro en digerir la comida nos ayuda a promover su sistema digestivo y a conocer su funcionamiento interno. Por ejemplo, según la revista Innovative Veterinary Care Journal, los seres humanos y los perros tienen el almacenamiento de la ingesta invertido; los perros contienen el 70% de su ingesta en el estómago y sólo el 30% en el tracto intestinal. Mientras que los humanos invierten esa construcción y mantienen el 30% en el estómago y el 70% en el tracto intestinal.

El estómago de un perro es del tamaño de su pata

«Mi perro ha comido algo que no debía». Es una frase con la que casi todos los guardianes de perros se sienten identificados. Nuestros amigos caninos lamen, mastican y comen cosas que un humano medio no tocaría ni con guantes de goma. Cuando muchos padres de mascotas ven a sus perros masticar carne cruda, recortes de hierba viejos y panales abandonados, suponen que sus sistemas pueden soportar casi cualquier cosa que no sea abiertamente venenosa. Pero, ¿son los estómagos de los perros realmente tan resistentes como parecen? Al fin y al cabo, los perros asilvestrados se alimentan de todo lo que les proporciona la naturaleza y la fortuna, sin el agua fresca, las croquetas o las sabrosas golosinas que prodigamos a nuestras mascotas. Así que seguramente el tracto gastrointestinal de nuestros cachorros puede sobresalir sin ninguna ayuda, ¿verdad?

En Wapiti Labs, estamos orgullosos de apoyar la felicidad y el bienestar de los animales de compañía de todo el país. Por eso producimos una variedad de suplementos dietéticos naturales que fomentan la salud óptima de los caninos. Por encima de todo, nuestro objetivo es proporcionar a los padres de mascotas todos los recursos que necesitan para ofrecer la más alta calidad de atención a sus hijos de cuatro patas. Empecemos por acabar de una vez por todas con este rumor tan extendido sobre los estómagos caninos. Siga leyendo para saber más sobre los problemas estomacales de los perros y lo que puede hacer para mantener el tracto gastrointestinal de su mascota en óptimas condiciones.

Ruidos del estómago del perro

La mayoría de los padres de mascotas no se preocupan demasiado por el estómago de sus perros, a no ser que haya algún problema estomacal. El funcionamiento del estómago no es un tema especialmente glamuroso o de moda, a menos que se trate de anatomía, fisiología o nutrición. Pero entender el papel del estómago en la digestión puede ponerle en una mejor posición para reconocer cuándo su perro necesita ser visto por un veterinario y para tomar decisiones que ayuden a mejorar la salud de su mascota.

La superficie interna del estómago se asienta en grandes pliegues que permiten que el estómago se expanda sustancialmente cuando se ingiere una comida. También está revestido de células y glándulas que producen cuatro sustancias diferentes importantes para la digestión o para las funciones normales del estómago:

Las células más numerosas que recubren el interior del estómago son las células mucosas. Estas células producen un moco alcalino, rico en bicarbonato, que recubre, lubrica y protege el revestimiento del estómago. La capa de moco debe producirse continuamente para que el estómago esté protegido de forma continua. Si hay una cantidad inadecuada de cualquier ingrediente de la mucosa, se prepara el escenario para que se produzcan daños que pueden acabar provocando úlceras estomacales.